La lactancia podría parecer una tendencia que está de moda, cuando vemos desde activistas hasta modelos promoviéndola abiertamente en los medios. Pero yo creo que es un tema que va más allá de la moda y por el contrario es muy personal y varía de acuerdo a las circunstancias (especialmente si eres mamá primeriza).

La verdad cuando tuve a mi hija, por más que tome la clase de lactancia del curso y leí todo lo que pude en internet, a la hora de darle pecho por primera vez, ¡me parecía ciencia espacial!

La lactancia requiere principalmente de 2 cosas: mucha paciencia y práctica. Algo que me sirvió muchísimo, fue que una enfermera se acercó y me preguntó si quería que me ayudara a darle pecho la primera vez y por supuesto que acepté. Una vez que trajeron a la bebé y despejamos el cuarto para que yo me sintiera cómoda, me dio muchos tips buenísimos y me explico las posiciones más cómodas para el bebé y para mí. Me gustaría compartirles algunos de los consejos que tanto la enfermera, como mis amigas y la propia experiencia me dejaron:

  1. Usa crema protectora para lactancia. Esto fue el producto #1 que me ayudó a sobrevivir las primeras semanas de lactancia, que es cuando tu pecho se acostumbra y puede resultar doloroso. Puedes comenzar a aplicarla en los pezones desde antes del parto para lubricar y evitar las dolorosas grietas y continuar aplicando entre cada toma.
  2. La dona en forma de U para lactancia. Esta es básica para acomodar al bebé aunque ya después te vuelvas una pro, ¡y le des hasta en medio del super sin manos! jaja. Es muy útil sobre todo cuando están recién nacidos que todavía tienes miedo de acomodarlos. Esta llévatela en tu maleta del hospital.
  3. App para llevar control de las tomas. Existen muchas aplicaciones gratuitas para tu smartphone que te permiten llevar el registro de las tomas y de qué lado le diste la última vez. Créeme que a las 3:00 am que te levantas más dormida que despierta a darle no te vas a acordar.
  4. Brassiere para lactancia. Yo me dormía hasta con ellos. Busca unos sin varillas y de algodón para que estés cómoda ya que los traerás puestos 24 horas.
  5. ¡Toma mucha agua! Siempre ten una jarra de agua a tu alcance y snacks también. Producir leche requiere de hidratación y energía. El té de manzanilla también me sirvió mucho en las mañanas como substituto de café y ayuda a la producción de leche y a desinflamarte en el postparto.
  6. La correcta posición de la boca del bebé. Esto es clave para que no te lastimes. Antes de que el bebé se prenda jala un poco su labio inferior para que abra bien su boquita y pueda abarcar lo más posible. Así será cómodo para el bebé y a ti no te lastimará.
  7. Cobertor para lactancia. Este lo usé casi desde el hospital. Te brinda privacidad para las tomas especialmente cuando estás en público, no se mueve y permite al bebé respirar y tu poder estarlo checando.
  8. Un buen saca leche eléctrico. Esto es básico si vas a regresar a trabajar, si simplemente quieres hacer un stock o que alguien te ayude con las tomas. En mi opinión los mejores son los de la marca Medela.
  9. Pads protectores. Los hay desechables o lavables y son básicos para las mamas en periodo de lactancia para evitar accidentes.
  10. ¡Pide ayuda! La lactancia es cuestión de práctica y mucha pero mucha paciencia. Si sientes que estas frustrada o no lo estás haciendo bien busca ayuda. Ya sea con tu familia, con tus amigas o con un profesional, no tengas pena ya que puede hacer toda la diferencia.

Espero que les sirvan estos consejos. De verdad que la lactancia es una de las épocas más hermosas que vas a pasar con tu bebé porque crea una conexión increíble, además de todos los beneficios a la salud tanto para mamá como para bebé.

Escrito por Carmen Castro — September 03, 2014

Deja tus Comentarios

  Recibe nuestras promociones
  Comercial
  Contáctanos

01.800.BB2GO(22246).66
contacto@bebe2go.com
Lunes - Viernes 9:00am - 7:00pm